La ortodoncia para niños en Madrid como en cualquier otra parte crea expectativas y se asocia con el hecho de llevar aparatos en los dientes, tales como brackets o Invisalign.

A algunos niños les hace ilusión someterse al tratamiento porque les parece atractivo. Otros podrían no estar de acuerdo porque piensan que puede afear su aspecto, que podrían sentirse incómodos o llamar demasiado la atención, por ejemplo en la escuela. Es tarea de los padres y del especialista explicarles los beneficios.

La edad ideal para empezar el tratamiento de ortodoncia

No hay una edad ideal para aplicar el tratamiento y dependerá de las características de cada dentadura. Una primera visita al ortodoncista se puede realizar a los 5 años pero normalmente se recomienda esperar a que el niño tenga su dentadura permanente, es decir, de los 6 o 7 años en adelante.

La ortodoncia puede aplicarse en la dentadura temporal o de leche, en la mixta (dentadura con dientes temporales y definitivos) o en la dentadura definitiva. Muchos problemas profundos, como los de malformación ósea, solo se pueden corregir si se detectan tan temprano como cuando aún se tienen los dientes de leche.

Necesidad de acudir al ortodoncista

Como especialidad odontológica que se ocupa de las malformaciones en la dentadura y de su tratamiento, la ortodoncia es necesaria para enmendar defectos dentales.

Esos defectos se deben con frecuencia a razones genéticas, o pueden también ser el producto de accidentes, hábitos como el de chuparse los dedos o el cambio de los primeros dientes (los de leche) por la dentadura definitiva.

La maloclusión por diferencia del tamaño de las mandíbulas o los dientes desplazados, torcidos o superpuestos necesitan corrección por razones estéticas y de salud.

Procedimiento de la ortodoncia en niños

En la práctica actual de la ortodoncia para niños en Madrid y en otras partes suele ocurrir que el dentista del niño detecte el problema y recomiende ver al ortodoncista. No siempre se requieren aparatos ortodónticos. El ortodoncista examina la dentadura del niño, hace preguntas, puede tomar radiografías o impresiones de la boca y determina si el niño necesita algún aparato y cuál le conviene.

El inicio del tratamiento va acompañado con las recomendaciones del especialista acerca de las precauciones necesarias por parte del niño y de los padres; por ejemplo, la prevención de comer determinadas comidas, consumir azúcar o masticar chicle, así como las medidas de higiene.

Seguimiento y resultados esperados de la ortodoncia

Si se implementa Invisalign o brackets en la dentadura del niño serán necesarias visitas periódicas programadas al ortodoncista para mirar el progreso, retocar si es necesario o hacer recomendaciones.

El tratamiento puede durar entre 12 y 24 meses; o más tiempo en casos más complejos. Puede llegar un momento en que los aparatos colocados inicialmente puedan ser cambiados por simples retenedores para mantener el resultado logrado.

Al finalizar el tratamiento el aspecto del niño habrá mejorado, podrá disfrutar de una mejor sonrisa, de unos dientes alineados y habrán cesado las molestias que motivaron la visita al ortodoncista.

WhatsApp chat